Mi adolescente y yo - Hogares Union

Mi adolescente y yo

2015-08-10 13:34:13¡
mi-adolescente-y-yo

La adolescencia es una etapa que muchos adultos  asocian con las palabras: problema, horror, desventaja, periodo de sufrimiento, entre otras. La verdad es que la adolescencia es una etapa de grandes cambios que se traduce en oportunidades de crecimiento personal y familiar.

Padres e hijos pueden caminar juntos basándose en el amor y la comprensión para transitar esta etapa de mejor manera, entendiendo que el adolescente está buscando su identidad e independencia afectiva. Algo que puede ayudar mucho a resolver este periodo es no hacer nada personal, es decir,  aceptar que cada quien está enfrentándose a cambios necesarios para alcanzar otro nivel en la relación y no para enfrentar una batalla campal.

Los adolescentes pasan por pérdidas que tienen que asimilar. Tienen que abandonar la autoimagen infantil y la dependencia benéfica a los padres para asumir responsabilidades que no le son gratas. Para los padres lidiar con ello y sus propios duelos no suele ser  tan sencillo, pero será más fácil si están conscientes de lo que implica el proceso, logrando mejores resultados porque podrán acompañar adecuadamente a sus hijos.

La adolescencia es el inicio del despertar existencial, porque surgen grandes preguntas sobre quienes son, los valores y sentido en la vida. Hay momentos que quiere seguir siendo niño pero con los beneficio de un joven. Cruzar ese puente entre la niñez y la adultez implica para ellos grandes riesgos, y para los padres soltar al niño y utilizar su autoridad para poner límites adecuados a la nueva forma  de vida es un verdadero reto.

Sin duda los padres pasan sus propios duelos, no es lo mismo tener un pequeño que tiende a obedecer fácilmente y que quiere estar todo el tiempo con sus padres porque los idealiza, a convivir con un chico que se torna rebelde, cuestiona todo y tiende a ser independiente sólo en algunas cosas.

Queda por lo tanto entender que es sano que seleccione y separe lo que realmente es él. Que se haga preguntas sobre la existencia, que defina lo valioso en su vida y se cuestione sobre lo aprendido considerando lo que  le sirve y no lo sirve. Sin duda alguna, se requiere tener paciencia y tolerancia ante su rebeldía temporal, las contradicciones en sus manifestaciones de conducta y los cambios repentinos en se estado de ánimo.

Les recomiendo abrirse al diálogo, en un clima de respeto. Acompañen en el camino a su adolescente para que sea una oportunidad de crecimiento mutuo.

Mtra. Elizabeth Calderón del Río
Ciencias de la Educación
Educación Familiar
Logoterapeuta

logoedufamilia9@gmail.com

 Temas siguientes: Cómo enseñar el manejo del dinero. Cómo enseñar a los hijos a tomar decisiones.