Cómo educar en el optimismo - Hogares Union

Cómo educar en el optimismo

2015-09-25 12:43:06¡
educa-con-optimismo

Hoy más que nunca nuestros niños y jóvenes necesitan optimismo puesto que como humanidad, se han dejado de lado ciertos valores que permitían una vida más sana y segura. Nuestros chicos se enfrentan a un mundo de inseguridad  y confusión en donde lo que les permitirá salir adelante será una actitud positiva para vencer las adversidades, logrando así, hacer  buen uso de sus propios recursos y estar al mismo tiempo más abiertos a las oportunidades.

Como padres de familia es una responsabilidad inculcarles esa fe y confianza por la vida, enseñarles a sacar lo mejor de ellos mismos principalmente ante las situaciones conflictivas de la vida, para que ellos  reconozcan la existencia de posibilidades de mejora a pesar de los obstáculos, afrontando estos últimos con alegría y fortaleza.

Cuando una persona no es optimista tiende a ver primero todo lo negativo quedando por ello tan desilusionado que su mente se cierra a ver posibilidades y todo el panorama se vuelve obscuro, la mente se nubla y se vuelve apático en su vida, por el contrario cuando se es optimista se buscan más alternativas, surgen la iniciativa y la creatividad, la fuerza para vencer las dificultades es potente y va abriendo a su paso las puertas necesarias.

Seguramente te gustaría fomentar en tus hijos la virtud del optimismo como una gran herramienta para vivir mejor. A continuación te doy algunas sugerencias para desarrollarla:

  • Brindarles un ambiente de alegría y confianza.
  • Estar ahí para ellos siempre, principalmente ante las dificultades.
  •  Saber en que momento exigirles más esfuerzo y cuando es necesario ceder un poco para darles seguridad.
  • Enseñarles a ver la lección y el regalo detrás del error o problema.
  • Ayudarlos a confiar en sus propios recursos.
  • Apoyarlos para que aprendan a  buscar ayudas razonables.
  • Mostrarles que algunas personas engañan pero no por eso hay que desconfiar de todas.
  • Guiarlos  para que formen su criterio con base en el amor.
  • Propiciar que se percaten de todas las posibilidades y recursos positivos para después, desde ahí, ver lo contrario o negativo de una situación.
  • Hacerles ver que la crítica negativa sin un buen propósito sólo destruye  y no es compatible con el optimismo.
  • Valorar la generosidad.
  • Ayudarlos a concretar sus sueños.
  • Mostrar con el ejemplo la alegría de vivir.

Una actitud positiva ante las diferentes situaciones de la vida siempre será mejor que una actitud apática o derrotista.

Mtra. Elizabeth Calderón del Río
Ciencias de la Educación
Educación Familiar
Logoterapeuta
logoedufamilia9@gmail.com

Temas siguientes: Padres amorosos. La adolescencia como una gran oportunidad.